Esta semana en la ciencia 15|17

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

  • La mirada de los perros

“… sus resultados sugieren que los humanos pueden sentir hacia sus mascotas el mismo afecto que hacia miembros de su familia, y que los estímulos asociados a la mirada de los perros activan sus sistemas hormonales.”

Semana -1517 - 3

La oxitocina es una hormona producida en el hipotálamo, que ha sido asociada con procesos fisiológicos relacionados con el establecimiento de relaciones interpersonales en los humanos. Esta hormona es liberada en el momento del parto, está presente durante la lactancia y ha sido relacionada con conductas parentales de vinculación emocional y con patrones de cortejo y conductas sexuales; por ello en ocasiones se le denomina informalmente como la “molécula del amor”.

Semana -1517 - 4El establecimiento de lazos afectivos entre los humanos, implica procesos complejos donde no solo interviene lo puramente fisiológico, sino también conductas subjetivas que han conformado un código intraespecífico para la comunicación emocional. Un ejemplo importante es el uso de la mirada para la comunicación intersubjetiva en los humanos; la mirada mutua tiene un papel fundamental, por ejemplo, en la relación madre infante durante la lactancia y primera infancia, permite al niño contar con un asidero a la realidad externa y a la postre reconocerse como individuo, mediante la interpretación de esta forma específica de comunicación. En el cortejo y emparejamiento, las miradas entre los individuos llegan en ocasiones a sustituir otras formas de comunicación verbal.

Muchas de estas formas de comunicación son consideradas específicas de la especie humana, al conjuntar los fisiológico con lo conductual y lo cognitivo, sin embargo, se ha observado que los perros domésticos muestran una prominencia en el uso de formas de comunicación social humana, muy superior a la observada en las dos especies más cercanas a ambos; los lobos y los chimpancés. Los perros son capaces de utilizar la mirada mutua como herramienta de comunicación en situaciones de necesidad de afiliación, lo cual ha llevado a pensar que el desarrollo de estas habilidades fue un factor fundamental para estrechar los lazos que permitieron que estas dos especies co-evolucionaran, y que la domesticación fue posible gracias a la adquisición de modalidades cognitivas humanas. La idea central es que, si bien humanos y perros se ubican en ramas muy distintas de la evolución, ambos desarrollaron tolerancia por la otra especie debido a alteraciones en los sistemas neurales que median la afiliación, lo cual habría permitido una excepcional interacción y la adquisición de habilidades comunicativas propias de los humanos.

Semana -1517 - 2

Recientemente, un equipo japonés de investigación publicó en la revista Science un estudio en el que dan cuenta del uso de formas de comunicación no verbal entre perros y humanos, así como su relación con la presencia de oxitocina en ambas especies. Para ello se diseñó una serie de experimentos en los que se realizaron observaciones del comportamiento de perros, humanos y lobos juveniles, así como mediciones de la presencia de oxitocina en humanos y su administración vía nasal en perros.

Semana -1517 - 1Los experimentos mostraron que los perros usan la mirada en mayor medida que los lobos para interactuar con los humanos y que la frecuencia de este tipo de comunicación se encuentra estrechamente correlacionada con un incremento en la concentración de oxitocina en la orina de los humanos. Por otra parte, fue también demostrado que el olor de esta hormona provoca un incremento en la aparición de esta conducta en los perros; todo lo cual implica la existencia de un bucle de interacciones mediado por la oxitocina, similar al que se presenta durante el cuidado materno. En el artículo se señala que sus resultados sugieren que los humanos pueden sentir hacia sus mascotas el mismo afecto que hacia miembros de su familia, y que los estímulos asociados a la mirada de los perros activan sus sistemas hormonales. Por último, se sugiere la posibilidad de que históricamente la interacción entre humanos y perros por medio de la mirada, habría tenido efectos de recompensa debido a la liberación de oxitocina en ambas especies, fortaleciendo los lazos afectivos y estrechando sus relaciones.


Con información del artículo publicado en Science n.º 6232, el 17 de abril de 2015.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s